López: allanan propiedades y piden embargar sus bienes

Mientras se encuentra en la fiscalía de General Rodríguez a la espera de declarar, la Justicia ordenó allanamientos y más medidas en la causa contra el exsecretario de Obras Públicas José López, detenido tras ser sorprendido tratando de esconder en un convento bolsas con casi u$s 9 millones, además de tener en su poder un arma de fuego.

Por orden judicial se realizan un allanamiento de la vivienda de López, quien pasó la noche detenido en la Departamental de Moreno y desde poco después de las 9 se encuentra en la fiscalía de General Rodríguez para declarar ante la fiscal Alejandra Rodríguez.

El exfuncionario kirchnerista, detenido ayer cuando fue sorprendido portando un arma y casi 9 millones de dólares en efectivo en un monasterio del partido bonaerense de General Rodríguez, fue trasladado esta mañana en medio de un fuerte operativo de seguridad a la fiscalía 10, ubicada en las calles Balcarce y Sarmiento, e ingresó con chaleco antibalas y casco custodiado por efectivos del Grupo Halcón.

En tanto, según informaron fuentes judiciales, una serie de allanamientos en diferentes propiedades de López fueron ordenados por la justicia federal, entre ellas su vivienda en el partido bonaerense de Tigre.

Además, el juez federal Daniel Rafecas impuso el secreto de sumario en la causa por enriquecimiento ilícito por la que tomará declaración indagatoria mañana al ex funcionario, y solicitó al juez de garantías 2 de Moreno que no intervenga en lo referente al dinero secuestrado ayer a López, para que forme parte de su investigación.

Asimismo, el fiscal federal Federico Delgado solicitó el embargo preventivo de todos los bienes y el congelamiento de todas las cuentas bancarias atribuidas al exfuncionario, así como de las que también registren y los bienes atribuidos a López, su esposa María Amalia Díaz, y su suegra, Lucila Amalia Corvalán de Díaz.

A su vez, el fiscal reiteró el pedido para que se lo cite como testigo al exasesor de la fundación Madres de Plaza de Mayo, Sergio Schoklender, quien había mencionado a López por maniobras de corrupción en la obra pública.